Gernika Bizkaia

Ceglèd vs Lointek Gernika Bizkaia, primer desplazamiento europeo

Este  jueves el Lointek Gernika Bizkaia pasea por primera vez su nombre por Europa, lo hace visitando al Ceglèd húngaro a partir de las 18,30 horas. Complicado rival y difícil cancha. En la plantilla magiar, una vieja conocida de las gernikarras, Chanel Mokango, la pívot que el pasado curso reforzó el juego interior de la villa foral. Atención que el Basket Landes ya sabe lo duro que es el conjunto del Ceglèd.

¿CÓMO LLEGAN?

Queriendo mejorar la imagen ofrecida en la segunda mitad ante el Girona. En el debut europeo no tuvo el Lointek la suerte de cara, evidenció una marcha menos que el Girona y problemas de desconexión que se confía no se repitan. Pero ser novatos en este tipo de desplazamientos convierten en una incógnita el rendimiento y el resultado. Se recupera a Marina Bas después de su operación y se queda fuera de la convocatoria Alicia Devaughn, entra Alston con respecto a la primera jornada.

El conjunto húngaro ya conoce lo que es la EuroCup y pasar de ronda. No es la Cenicienta del grupo, y sino que se lo digan al Basket Landes que sufrió hasta el último segundo para imponerse en Mont de Marsan (70-69), sólo un 2+1 de Bravard a 2 segundos del final fue capaz de desequilibrar la contienda a favor del equipo galo.

EN ENFRENTAMIENTOS ANTERIORES…

No hay precedentes.

HABRÁ QUE VIGILAR A…

Orsolya Zsovar. Alero de 183 centímetros, es la segunda jugadora más veterana del equipo y con más galones. Está en pista casi todo el encuentro y tiene muy buena mano desde el perímetro. En la primera jornada presentó 18 puntos. El otro puntal del Ceglèd es precisamente la experimentada pívot serbia Jelena Maksimovic, que son sus 192 centímetros y corpulencia es una jugadora muy a tener en cuenta en la zona, no en vano firmó 14 puntos y 8 rebotes ante el Landes.

¿CUÁL SERÁ LA CLAVE?

El ritmo. Que el Lointek Gernika Bizkaia imponga su ritmo, que desgaste a un equipo húngaro acostumbrado a jugar con pocas rotaciones, protegerse interiormente y no dejar que lleguen balones para Mokango ni Maksimovic.