Gernika Bizkaia

Lucas Fernández: “Visualizo 8-9 partidos por semana para el scouting”

Lucas Fernández es la mano izquierda de Mario López, mientras que Txutxi Solar es la derecha, por el simple hecho de que en los partidos cada uno se sienta a un lado en el banquillo. El entrenador ayudante cumple su segunda temporada en el Lointek Gernika, justo en el momento en el que su labor ha cobrado aún más fuerza con las semanas de doble competición. La exigencia en Maloste siempre es máxima.

Los tres integrantes del apartado técnico-táctico están en contacto continuamente: “Normalmente a principios de semana nos juntamos el cuerpo técnico y Mario marca un poco las líneas a seguir tanto en defensa como en ataque para los próximos partidos. Antes de cada entrenamiento, dos horas antes del comienzo, hacemos una reunión para planificar la sesión partiendo de nuestra base de crecimiento”. Durante el entreno se reparten los objetivos con el fin de “hacer más énfasis” en los aspectos que consideramos clave. En los duelos Lucas cambia el chándal por el traje y la corbata, “tratamos de aportar nuestra visión del partido para ayudar a Mario siguiendo siempre el plan de partido acordado con anterioridad”.

La función principal del entrenador ayudante durante la semana es el scouting del rival. “En una semana de doble competición puedo verme 8-9 partidos”, admite Lucas. Él se encarga del análisis grupal mientras que Txutxi lleva a cabo el individual. Todo bajo el ojo crítico de Mario. El ayudante ya tiene trazada su metodología tras tantas sesiones de video realizadas: “Primero, hago un pequeño esquema con las ideas principales del rival con sus puntos fuertes y débiles. Luego, saco sus sistemas más utilizados en ataque y analizo qué hacen en defensa, es decir, su filosofía defensiva”. Para ello, Lucas se ve los último 3-4 duelos del rival, tratando de buscar siempre uno que “se parezca a nuestras características como equipo”. Todo este trabajo previo queda reducido a un video de 6-7 minutos que se presenta a las jugadoras previa a la penúltima sesión de trabajo.

Por si el scouting no le llevase suficiente tiempo, Lucas trabaja los domingos con un grupo reducido de jugadoras en las tecnificaciones. El ayudante se convierte en el entrenador principal para enseñar a las jóvenes su experiencia en equipos de formación de la selección española: “En las tecnificaciones baso varios puntos de partida. Una de ellas es hablar con los entrenadores de las jugadoras para conocer de primera mano donde se puede mejorar más y mejor. A partir de un entrenamiento tipo analizo cuales pueden ser los puntos en los que les pueda ayudar a completar y desarrollar su juego. Al fin al cabo son sesiones mucho más individualizadas donde pueden experimentar más con sus habilidades sin esa presión de la competición. También creo que es importante preguntar a las propias jugadoras en que facetas del juego creen que pueden mejorar o añadir detalles”.